Jueves , 19 octubre 2017
Últimas Noticias
Recordando que Hercolubus es Nibiru = Annunakis

Recordando que Hercolubus es Nibiru = Annunakis

Existen innumerables cantidades de historias sobre el origen de la humanidad, que van cambiando de cultura en cultura, más allá de los estudios con que los antropólogos, los paleontólogos, así como otros investigadores de varias ramas de la ciencia y la historia, tratan de encontrar respuestas no tan fáciles de encontrar.

Así, y entre todos los relatos en los que hay ciertas características que se repiten, como el mito de un primer hombre y una primera mujer, la crónica universal, las historias se acumulan, con variantes pero a la vez con muchas similitudes. De todas formas, entre todas las especulaciones hay una sumamente cautivante y fuerte entre los científicos: la de los Anunnaki.

Los textos sumerios antiguos, uno de los pueblos con fuertes convicciones y más creíbles en sus escritos, los catalogaron como “los que descendieron del cielo”, y los describían, aún sin comprenderlo, como una raza de seres extraterrestres, altamente poderosos y avanzados, que diseñaron a la humanidad cientos de miles de años atrás, pero en beneficio propio.

El Génesis lo menciona
Según el relato del libro del Génesis, el duodécimo planeta, conocido como Ni- biru, estaba poblado por seres humanoi- des muy similares a los humanos. ¿La ra- zón de por qué eligieron nuestro planeta para asentarse?

Fue que necesitaban oro en grandes cantidades para calentar su débil atmósfera. Como Nibiru es un cuerpo celeste helado, necesitaban reflejar los rayos solares para obtener más calor. De esta forma, descubrieron que la mejor fórmula para lograrlo era diseminar oro pulverizado en su atmósfera para que se obtuviera un efecto espejo.

Y cuando llegaron a la Tierra, al principio, edificaron grandes ciudades y crearon una vasta industria minera, que ayudó a sus vivencias y a la explotación de las minas del brilloso metal dorado. Claro que con el correr del tiempo, esos trabajadores que fueron adoctrinados y se cansaron de ser explotados en las mi- nas, realizaron una huelga generalizada.

Sus líderes consultaron y finalmente se llegó a la conclusión de que un ser menor era necesario para este tipo de trabajo de explotación, y así crearon una nueva raza, combinando sus genes con los de los primates más evolucionados que vivían en la Tierra en ese punto en el tiempo. Probablemente se referían a los australopithecus.

Sin embargo, el mayor inconveniente fue que no podían reproducirse, y así los llamados “dioses” tenían que crear más de ellos continuamente para mantener el proceso de minería funcionando en la capacidad deseada.

Logran formar al hombre
Según pasaba el tiempo, Enki y Ninmah, dos de esos “dioses” Anunnaki, desarrollaron varios seres hasta que lograron llegar a la meta deseada. Después de toda su lucha, obtuvieron lo buscado, que los nuevos seres se pudieran reproducir entre ellos; así que la primera raza humana apareció bajo la forma del homo erectus.

Los acontecimientos que siguieron trajeron la gran inundación, lo que les permitió “limpiar” de alguna manera a la humanidad, a excepción del homo sapiens, que siguió con su evolución hasta llegar al hombre que hoy es.

Descubrimientos científicos recientes, como las minas de oro del Neolítico en el sur de África o el seguimiento de todo el ADN humano a una sola fuente, llamada “Eva”, del Génesis, han podido confirmar la interpretación de los registros sumerios. Y la casi segura afirmación de que los Anunnaki fueron los creadores.

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>